El proceso de gestión de riesgos como proceso de creación de conocimiento corporativo

La gestión de riesgos no solo se trata de proteger a la empresa y/o proyectos de posibles contratiempos; es un proceso integral que impulsa la creación de conocimiento corporativo. En este artículo, exploraremos cómo la gestión de riesgos actúa como un motor de aprendizaje continuo en las organizaciones, utilizando el ciclo de vida de un riesgo, desde un simple «concern» hasta que se convierte en una lección aprendida.

Gestión de Riesgos como catalizador de creación de conocimiento corporativo: La gestión de riesgos va más allá de simplemente identificar y mitigar amenazas potenciales; también implica aprender de la experiencia y aplicar ese conocimiento para mejorar las operaciones y tomar mejores decisiones en el futuro. Para ello podemos aplicar el siguiente ciclo de vida de un riesgo y su relación con la creación de conocimiento:

1. Concern (Preocupación): El ciclo comienza con la identificación de concerns, son temas o áreas que preocupan pero que todavía no tienen entidad de ser gestionadas como un riesgo. Los concerns pueden surgir de diversas fuentes, como cambios en el mercado, tecnología obsoleta o problemas operativos.

2. Riesgo: Una vez que se identifica un concern, se evalúa y clasifica para determinar su potencial impacto y probabilidad de ocurrencia. Si se determina que el concern tiene entidad suficiente se define un riesgo en términos de causa/s – evento – consecuencia/s. Este proceso de evaluación y clasificación no solo ayuda a priorizar los riesgos, sino que también fomenta la comprensión de las causas y los posibles efectos.

3. Lección aprendida: A medida que se gestionan los riesgos, se recopila información sobre su impacto, las estrategias de mitigación utilizadas y los resultados obtenidos. Si un riesgo se materializa (amenaza y/u oportunidad), se convierte en una valiosa lección aprendida. Esta lección puede ofrecer ideas sobre cómo mejorar los procesos, fortalecer los controles o anticipar mejor riesgos similares en el futuro.

Importancia de la creación de conocimiento corporativo: La gestión de riesgos como proceso de creación de conocimiento corporativo ofrece varios beneficios significativos para las organizaciones:

  • Mejora continua: Al aprender de los riesgos pasados, las empresas pueden identificar áreas de mejora y adaptar sus prácticas para evitar problemas similares en el futuro.
  • Resiliencia organizacional: La capacidad de aprender y adaptarse a través de la gestión de riesgos fortalece la resiliencia de una organización, permitiéndole enfrentar desafíos con mayor confianza y eficacia.
  • Innovación: Las lecciones aprendidas de la gestión de riesgos pueden inspirar la innovación al desafiar el status quo y fomentar nuevas formas de abordar problemas empresariales.

Conclusión: La gestión de riesgos no solo se trata de minimizar pérdidas; es una oportunidad para convertir desafíos en oportunidades de aprendizaje y crecimiento. Al adoptar un enfoque proactivo hacia la gestión de riesgos y aprovechar el conocimiento generado en el proceso, las organizaciones pueden fortalecer su capacidad para enfrentar la incertidumbre y alcanzar nuevos niveles de éxito empresarial.

La herramienta GRISO 31000 cubre todo el ciclo de vida de los riesgos, desde la gestión de concerns hasta la gestión de lecciones aprendidas

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *